Adverbios posesivos

Los adverbios posesivos son expresiones incorrectas del lenguaje. Este tipo de adverbios se refieren a aquellos que se utilizan de forma errónea, combinando un adverbio con un posesivo como mío, suyo, tuyo, etc. El uso de estos adverbios es muy común en los casos de adverbios de lugar. Por ejemplo, en algunas ocasiones se suele decir delante mío, debajo suyo o encima tuyo. Como decíamos, este tipo de expresiones son incorrectas, dado a que los adverbios no permiten o aceptan este tipo de combinaciones.
En todo caso, los adverbios deben ir acompañados de algún pronombre personal, ya que debemos recordar que los adverbios modifican a un verbo, adjetivo o a otro adverbio, pero nunca a un sustantivo.

Ejemplo de adverbios posesivos:

Mis amigas estaban delante de mí.
El perro estaba debajo de ti.
Las casas están enfrente de él.
Los juguetes estaban arriba de ella.
Me gusta caminar alrededor de la fuente.
Todos mis libros estaban encima de él.
Ellos estaban detrás de mí.
Vamos a ponernos delante de ellos.
Ponte enfrente de él.
Vamos a jugar alrededor de la cancha.